Verne y el tiempo pasará. ®.

Verne y el tiempo pasará.

Relato I. Serie sueños Verne.

Verne era un asiduo viajero de tren. Poseía un poco de fortuna gracias a sus inventos. Quería descubrir mundo viajando a través de tierras extrañas. Siempre estuvo enamorado de una bella mujer que se le aparecía en sueños, aunque no lograba discernir quién podría ser, solo la oía susurrar: - “El tiempo pasará.” Una soleada mañana de primavera, Verne, llegó a la estación para subir a un tren de alta velocidad qué lo trasladaría hasta París, su último destino. Corría el año 2010. Cuando Verne cruzó la puerta de la estación sufrió un leve mareo del que se repuso al instante, de repente abrió los ojos y se encontró en el París de la II guerra mundial. Nadie sentía curiosidad por su presencia, miró sus ropas y eran de la época. ¿Qué le había ocurrido? Las gentes, corrían de un lado para otro apresuradas y con gestos de miedo, los alemanes acababan de invadir la ciudad del Sena. Un hombre de color de aspecto bonachón se le acercó, parecía qué ya le conociera. Llovía a cántaros. – Vamos señor Riks, espere, ella vendrá puntual a la cita con usted… Entonces la vio, era Ilsa qué corría hacía él con gesto de amor y gozo por haberle encontrado. Verne se volvió a mirar en su espejo y comprobó que era igualito a Humphrey Bogart. ¿Pero ella en la película no acudió a la cita, no Sam? Dijo Verne a su amigo el pianista. – Usted lo ha dicho, señor Riks. Aquello fue una película y esto es la vida real. Verne estrechó entre sus brazos a Ilsa y se besaron bajo la lluvia intensa, mientras el inmortal Sam tatareaba: “El tiempo pasará” 

FIN. 

Autor relato: Jorge Ofitas. Sevilla. 2015. ®. ©.

Nº visitas

11969

Mis ebook en

  • Icon 01
  • Icon 04
  • Icon 05
  • Icon 01
  • Icon 04
  • Icon 05
UA-99982081-1
Las cookies facilitan que puedas leer mis obras. Para poder leerlas, usted debe aceptar que utilizo cookies.
Más información De acuerdo Rechazar